CUnicef, Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, pidió a la comunidad internacional aumentar la ayuda a los más de 300 mil niños venezolanos que viven como emigrantes y refugiados en Colombia.

Según Unicef, se necesitan 29 millones de dólares para apoyar necesidades básicas de nutrición, salud, educación, agua, aseo e higiene, y protección para las familias venezolanas en Colombia.

Unicef cuenta con 5.7 millones de dólares para atender la migración venezolana en el país gobernado por Iván Duque.

La crisis política y económica que padece Venezuela ha hecho que 3,7 millones de venezolanos abandonen su país para establecerse en Brasil, Colombia, Ecuador, Perú y otras naciones en la región.

De ellos, alrededor de 1,2 millones están viviendo en Colombia, a menudo en comunidades vulnerables que les han acogido ya con limitados recursos.

Colombia ha ofrecido educación gratis a los niños que han emigrado desde Venezuela. En este momento, hay más de 130.000 niños matriculados en escuelas a través de Colombia.

Cerca de 10.000 de estos niños están en el pueblo fronterizo de Cúcuta y unos 3.000 de ellos viajan desde Venezuela cada día para acudir a la escuela, de acuerdo con Paloma Escudero, directora de Comunicaciones de Unicef.

Diariamente decenas de mujeres embarazadas cruzan a Cúcuta para dar a luz en algún centro asistencial en la ciudad fronteriza con Venezuela, debido a la crisis hospitalaria.

Con información de NTN24

Lea también en Vocero Prensa:

Suscríbase a nuestro canal de YouTube
Síguenos en TwitterFacebook, Instagram

Comentarios en Facebook

shares
A %d blogueros les gusta esto: